El Faro Cultural |  Navegando en la ciudad | Revista Cultural de Guadalajara Jalisco México | eventos, conciertos, música, cine, bares, cafés, libros y más

 
mayo de 2013

 

Esta comedia llena de enredos tiene como objetivo hacer reír al público, por lo cual las confusiones ocurren una tras otra.

  • Aunque parece una historia sencilla tiene un trasfondo sobre la doble moral y la sexualidad.

  • Se presenta todos los miércoles de mayo y junio a las 20:00 hrs. en el Teatro Alarife Martín Casillas,  en Alcalde 1351.

 

"Hoy no es mi día de suerte" es una obra desarrollada por Bravo Producciones y dirigida por Pamela Bravo, la cual tiene como finalidad que el público pase un buen rato, pues en sus dos horas de duración las confusiones, que son la constante, crean situaciones disparatadas que provocan la risa. Este objetivo se muestra en el programa de mano, pues en él se incluye una frase de Charles Chaplin: “un día sin risa en un día perdido”. La filosofía de esta frase se aprecia en la obra, pues tiene como resultado que aún el descubrimiento de engaños amorosos o el peligro que podrían generar un par de asaltantes armados se presenten no como algo trágico, sino como una oportunidad más para reír.

Aunque en un primer momento la obra pareciera ser sencilla, tiene un trasfondo en el cual se observan cuestiones como la doble moral y diversos aspectos de la sexualidad, además de que hay un nivel de complejidad en la trama pues las confusiones se generan porque los personajes una buena parte del tiempo no saben con certeza quién es quién o de qué hablan los otros.

Los personajes principales son Juan, un joven director de cine que prepara una película, y su amigo Pepito, quien es gay y desea ser parte de la filmación. Pepito se presenta disfrazado como sacerdote, pues es el papel para el que según él ha estado ensayando. Este disfraz genera confusión en los demás, pues como nadie lo conoce además de Juan, lo toman como un sacerdote real, que el público puede percibir como bastante amanerado, además de que no le gusta que las mujeres lo toquen siquiera.

A ellos los acompañan otros once personajes, entre los que están don Fernando, futuro suegro de Juan y que además de ser el productor de la película es bastante mujeriego; Doña Mary, la esposa de don Fernando, quien desea junto con una amiga suya, Alejandra, representante de la FELPUDHO (Federación Latinoamericana Para la Unión De Hogares), cancelar la película pues la consideran inmoral además de faltar el respeto a la iglesia; Silvia, hija de don Fernando y novia de Juan, quien es algo distraída; Roberto, un hombre que además de macho es muy celoso. A ellos se agregan dos ladrones que son perseguidos por un policía y que entran en escena hacia el final de la obra.

Dos personajes, la actriz Gabriela y la esposa de Roberto, Lorena, son interpretados por la misma actriz, por lo cual más de uno las confunde. Un elemento más que genera embrollos y que también le da un tinte de drama y suspenso a la obra son unas pastillas que Roberto creó por sí mismo, pues sus celos lo llevaron a pensar en el homicidio, y consideró en acabar con su esposa con esas pastillas que, además de ser confundidas con bastante frecuencia con aspirinas, son mortales, a la vez que guardan más de una sorpresa.

La doble moral se muestra sobre todo en Doña Mary y Alejandra, quienes se muestran como personas muy decentes, pero que terminan bastante alcoholizadas lo cual genera otras situaciones cómicas; la doble moral también se muestra en don Fernando, quien se indigna de ver ebria a su esposa, luego de que él ha seducido a cuanta mujer se le ha cruzado por el camino, siempre y cuando le parezcan atractivas. La trama aborda situaciones en las que se incluye el amor, celos, infidelidad, coqueteo, acoso y sexo, aunque éste siempre se desarrolla detrás de las múltiples puertas que hay en escena. En resumen, todos los elementos de la obra, incluida la manera de hablar de los personajes, su vocabulario, su vestuario y la música, están enfocados en generar la risa del espectador,  y en cierta manera, la identificación del público con los personajes o con algunas situaciones. Hoy no es mi día de suerte, se presenta todos los miércoles de mayo y junio a las 20:00 hrs. en el Teatro Alarife Martín Casillas, en Avenida Alcalde 1351, casi enfrente del CODE.

 

 

 

 

 

 

Café con letras un programa de actividades literarias pensadas especialmente para tí | letras y literatura en Guadalajara Jalisco