El Faro Cultural |  Navegando en la ciudad | Revista Cultural de Guadalajara Jalisco México | eventos, conciertos, música, cine, bares, cafés, libros y más

Apagón analógico en México | Rafael Castillo | El faro cultural

 
junio de 2013

Apagón analógico en México | Rafael Castillo | El faro cultural

 

  • En nuestros días tenemos en puerta del siglo XXI, un acontecimiento igual de relevante que cambiará radicalmente la experiencia recreativa de millones de televidentes, la transformación de la señal analógica a la digital.

 

  • La política en nuestro país, llena de accidentes y con la mira puesta al mejor postor, tiene un grave problema con los poderes fácticos

 

 

Gradualmente la evolución tecnológica ha ido ganando espacio en la vida cotidiana de la humanidad, hoy en día no es raro ver en cualquier ciudad del mundo a alguien enviar un twitter mientras se dirige a casa o subir una foto al facebook, mostrando lo que está sucediendo en el preciso instante. Los avances tecnológicos son tan acelerados que hasta llegamos a sentir vértigo al ver como el mundo cambia a pasos tan agigantados. Uno de los grandes acontecimientos tecnológicos que marcó la vida del siglo XX, fue cuando se trasformó la mayor parte de la tecnología mecánica en eléctrica. En nuestros días tenemos en puerta del siglo XXI, un acontecimiento igual de relevante que cambiará radicalmente la experiencia recreativa de millones de televidentes, la transformación de la señal analógica a la digital.  

El llamado apagón analógico es un tema mundial, en las ciudades europeas han comenzado desde el 2005. En nuestro país comenzó el 28 de mayo del 2013 en Tijuana, sin embargo se dio marcha atrás debido a una petición realizada por parte del Comité de Radio y Televisión del Instituto Federal Electoral en Baja California. El tema ha pasado a ser de suma importancia, debido a diversos elementos ambiguos e irregulares que se presentaron en los días posteriores, hagamos un recuento.

La primera irregularidad es, cómo un comité del IFE hace una solicitud de dicha magnitud, que contradice los acuerdos aprobados por el Gobierno Federal, y lo más ridículo, por qué se hizo caso a esta petición y se echó atrás el apagón sin consultarlo con instancias federales. Esto se vuelve más paradójico porque el IFE no se ha querido responsabilizar de dicha petición, como lo afirma Alfredo Figueroa, Consejero de dicho Instituto. El funcionario afirma que le parece injustificable que se haya dado marcha atrás con el apagón sólo porque se trata de un periodo electoral en aquella entidad, ya que se tiene documentado que en otras elecciones ha llegado a menos hogares el mensaje de los candidatos, que comparado con el 7% de esta ocasión. Se hace evidente la principal pregunta ¿en realidad le interesa al IFE este tipo de dificultades cuando en realidad no debería tener inferencia en asuntos de esta índole? Si no a ellos entonces ¿a quién beneficia que se retrase dicho apagón? El duopolio televisivo se hace presente.

Desde los primeros minutos del 28 de mayo la señal analógica en la ciudad de Tijuana fue desconectada, los televisores antiguos dejaron de recibir la programación habitual y en su lugar un mensaje que decía algo así “La señal analógica ha dejado de transmitirse por este canal. Puede seguir visualizándolo en TDT. Más información” y a continuación aparecía el número telefónico del Ayuntamiento de Tijuana. Esto propició que algunas personas desesperadas al no poder ver la televisión llamaran al Ayuntamiento y manifestaran su renuencia al cambio.

Sorpresivamente las cámaras de Televisa ya esperaban a los inconformes. Lo extraño según Mony Swaan, presidente de la Comisión Federal de Telecomunicaciones (COFETEL), es por qué se puso en las pantallas de los televisores el número telefónico del Ayuntamiento cuando ellos no son los encargados de resolver dichos asuntos, para eso está la COFETEL. A esta sospecha agrego yo, ¿por qué le dio tanta relevancia dicha televisora a los cuarenta manifestantes que se presentaron a exigir se regresara la televisión analógica, cuando no lo hizo con los miles que se manifestaron en contra del regreso del PRI el año pasado? ¿Nos será que fue un complot que ellos mismos propiciaron para que se pospusiera el apagón?

Por su parte, Javier Tejado, asesor jurídico de Televisa dice que no es así, que ellos están listos desde hace ya mucho para mudarse a la tecnología digital. Pero nos queda la duda si realmente esa es su intensión o están escondiendo sus verdaderas acciones, ya que están convencidos que entre el 15 y 20 % de las familias aún no les es posible recibir la señal analógica. No tienen pruebas, pero ya están realizando sus tradicionales encuestas telefónicas (que suelen ser manipuladas). En realidad según datos de COFETEL el apagón se podría realizar hasta que se superara que el 90% de los hogares tuvieran señal, en Tijuana ya se logró el 93%. Cabe mencionar que en otros países se realiza el apagón desde que se logra que el 80 o 85% de la población ya tiene un receptor de la señal digital.

¿Entonces, a qué es a lo que le teme realmente Televisa? ¿En realidad se preocupa por la audiencia que no tendrá señal? Realmente creo que las personas que se van a quedar sin servicio no son en realidad la razón sustancial, el principal temor de la televisora son las ventajas que propone la televisión digital en contra de la análoga y que los ponen en evidente competencia. En la televisión analógica el número de canales gratuitos es reducido, mientras que esta nueva tecnología permitirá la transmisión de nuevos canales que acabarán con el duopolio televisivo que ha dominado la programación mexicana por más de cinco décadas. Esta nueva tecnología reinventará la televisión, ya que permite que la televisión sea interactiva porque en el futuro se prevé que existan canales temáticos que respondan directamente a las necesidades de la audiencia. Esto ha generado en el resto del mundo que las cadenas televisivas oficiales han perdido mucha audiencia y han tenido que reformularse para seguir vivos, teniendo que tener más cuidado en los contenidos. Ambos puntos representan pérdidas económicas en las televisoras, sobre todo porque la competencia propiciará seguramente que disminuya un porcentaje de la audiencia y más aún por la baja calidad de los programas que se ofrecen en la televisión local. Además, esta tecnología es el primer paso para la llamada Smart TV, que es la televisión que se alimenta de la señal a través de WiFi y que podría ser visto como el comienzo del fin de la televisión ortodoxa, porque bien sabemos que a través de internet se puede ver cualquier serie o película sin los molestos anuncios televisivos. Estas entre otras ventajas que propone la señal digital.

Lo que sí es evidente es que nadie se quiere responsabilizar públicamente por el apagón de la señal análoga, si nadie lo asume ¿por qué no se vuelve a apagar?. Es un callejón sin salida, que se vuelve cada vez más complejo por las mentiras de varios de los actores. Lo evidentemente escandaloso es el gran poder que tiene Televisa para frenar reformas en materia de telecomunicación que han sido aprobadas por el Gobierno Federal, que en realidad están en la mesa desde la campaña del actual presidente con el llamado Pacto por México.

     La política en nuestro país, llena de accidentes y con la mira puesta al mejor postor, tiene un grave problema con los poderes fácticos, quienes con la mano en la cintura detienen acuerdos tomados por los poderes legítimos, lo más paradójico es que parece que tiene más poder los primeros. Yo sugiero que veamos este acontecimiento de la vida de nuestro país como un ejemplo del freno al progreso que comúnmente se pone en México por conveniencia de unos pocos. Afortunadamente no se puede detener al progreso, y como lo anunció EPN, pronto se reanudará el apagón y se llevará gradualmente a todo México, espero que este caso de resistencia no se repita en otras partes de nuestro país.     

 

 

 

Café con letras un programa de actividades literarias pensadas especialmente para tí | letras y literatura en Guadalajara Jalisco