Lidia: un río que corre hacia el mar

0 1 diciembre, 2018

Zulma Navarro

  Comenzó ya la máxima fiesta de los libros en la ciudad, donde se dan cita las mejores plumas, los máximos exponentes literarios y por supuesto, todos aquellos amantes de las letras, y que en ésta ocasión, cuenta con Portugalcomo país invitado de honor. Pero como no todo son libros, durante los nueve días de la FIL, llegan propuestas escénicas de una calidad tan dignas de una ceremonia tan importante como lo es la FIL. Una de las propuestas dancísticas estuvo a cargo de la Compañía Nacional de Danza de Portugal, con la pieza “Lidia” con coreografía de Paulo Ribeiro y musicalización de Luis Tinoco, que se presentó los pasados días 27 y 28 de Noviembre en el conjunto de Artes escénicas de la Universidad de Guadalajara. Se cree que Lidia, era una mujer oriunda de una región Occidental de Asia Menor y que se estableció en Filipos, la ciudad más importante de Macedonia, para dedicarse a la venta de púrpura y de artículos y telas teñidos con este. La purpura era un tinte que se extraía de varias fuentes, pero el de mejor calidad, el más exquisito visualmente y por consiguiente el más ostentoso, se obtenía de ciertos moluscos marinos, así qué, aquellas suntuosas prendas solo estaban al alcancé de unos pocos privilegiados, por lo cual, es de suponer que Lidia era